Entrevista a D. Manuel Rodríguez, candidato a director de la ETSIAE

manuel_rodriguez_fernandez“Hay que integrar las dos Escuelas en una Escuela única de verdad, olvidarnos de pensar en ETSIA y EUITA. Ya todos somos ETSIAE”, estas son las palabras con las que usted abrió su discurso de toma de posesión del cargo. ¿Nota un verdadero sentimiento de única escuela o aún cree que hay camino por andar en ese sentido?

Creo que va cuajando esta idea de pertenecer a la misma escuela. La gente empieza a hablar del Edificio A, del Edificio B, del Edificio C…, por ejemplo, cosa que deriva en la creación del sentimiento de escuela. Sería un iluso si dijese que ya todo está resuelto: Queda un camino por andar en este sentido, pero pienso que con la buena voluntad y colaboración de todos lo llevaremos a buen término. Es por ello que pido la colaboración tanto del alumnado como del PDI y el PAS, para arreglar todas estas cosas. Cuando me hice cargo de la Dirección, por lo que ocurrió el año pasado, pensaba que la integración estaba más avanzada, probablemente fui demasiado optimista y hemos tenido que ir revisándolo en estos nueve meses efectivos que llevamos (desde enero, porque diciembre fue un mes muerto). Pero vamos, yo creo que sí, que ya va cuajando esa idea, aunque es difícil que alguien que ha estado viviendo un montón de años en un sitio que se llamaba EUITA y en otro sitio que se llamaba ETSIA pierda esa inercia. Pero el caso es que hay que ir perdiéndola y, probablemente, dentro de unos cuatro años todo el mundo se haya olvidado de estas diferencias.

¿Cómo valora el trabajo del equipo de dirección desde las anteriores elecciones hasta la fecha?

Para mí, ha sido excepcional, porque hay que tener en cuenta que prácticamente todos ellos no querían saber nada del tema cuando se lo dije por primera vez, pero aceptaron el cargo la mayoría diciendo “No, pero esto es porque es durante un año, ¿eh?”. Y sin embargo se han volcado a resolver los problemas de una manera magnífica. En este año, aparte del día a día, que ya se las trae, está la obra, la unión efectiva de todos los servicios, la acreditación –que hacer eso, no son tonterías, hay una cantidad de trabajo de miedo que mandar a la ANECA– y además de eso, hemos añadido lo del EUR-ACE. En pocas palabras, creo que han llevado a cabo un trabajo descomunal.

 ¿Considera que las anteriores escuelas, ETSIA y EUITA, constituían pilares fundamentales dentro de la UPM/ocupaban un lugar dígase “privilegiado”?

Yo creo que sí. Puedo asegurar, eso sí, que todos los egresados de esta Escuela han sido muy bien considerados en universidades extranjeras, en empresas, y no sólo de la rama aeronáutica. Y eso, que es algo que yo he comprobado a lo largo de todos los años, tiene que deberse a algo, y ese algo es que, de alguna manera, han sido unas escuelas privilegiadas, tanto la ETSIA como la EUITA.

¿Debe la ETSIAE ser uno de los buques insignia de la Universidad Politécnica de Madrid?

 Efectivamente, debe ser uno de los buques insignia, de hecho, yo pienso que lo es, porque es una de las tres grandes de la UPM. Yo creo que actualmente hay otras dos o tres Escuelas, junto con la nuestra, que son la referencia en la UPM. También creo que la ETSIAE es, sin duda, la Escuela de referencia de la ingeniería Aeroespacial en España.

La llegada del Espacio Europeo de Educación Superior (EEES) ha supuesto la renovación y el cambio de muchas de las escuelas de nuestra universidad, ¿es la ETSIAE un referente a seguir? ¿Lo son otras escuelas? Cuáles y en qué sentido.

 En la actualidad resulta quela nuestra es la única Escuela que de verdad se ha unificado, porque todas las demásestán dando el grado, pero cada una por separado. Por ejemplo, Industriales por un lado lo dan en la Castellana y por otro, en Embajadores. Creo que somos el referente a seguir de las demás escuelas. De hecho, casi siempre nos están mirando un poco con lupa o al menos esa es la impresión que yo tengo cuando hablo con la gente de las demás escuelas.

Desde cualquier otro tema, por supuesto que siempre estamos mirando qué hacen las demás escuelas. Un ejemplo es la importación de la idea celebrar una feria de empleo en nuestra Escuela, cosa que se lleva haciendo desde hace unos años en la escuela de Industriales.

¿Considera necesaria una restructuración del plan de estudios? En caso de respuesta afirmativa ¿en qué sentido y enfocada a conseguir qué objetivos?

 Efectivamente, hay que reestructurar el plan de estudios, aunque si tenemos en cuenta que ahora estamos con la acreditación, no se puede hacer nada hasta que se haya renovado. Todo lo que se va acumulando, los problemas, todas las pegas…, tratar de subsanar todo ese tipo de problemas que todos detectamos, tanto vosotros, los alumnos, como el PDI y el PAS, debe ser un objetivo a perseguir. Pienso que se pueden plantear varias opciones, desde organizar una comisión del plan de estudios para tratar de reestructurarlo, teniendo en cuenta la experiencia que ya se va teniendo después de estos años, a incluso (y no es que yo sea ni partidario ni no partidario) la posibilidad del 3+1. Por esto último me estoy refiriendo a tres cursos comunes y uno de especialización. Después, tratar que, en algunas asignaturas que lo permitan, el aprendizaje esté basado en proyectos; no en todas, evidentemente, pero hay muchas, sobre todo de los últimos cursos, en las que el número de alumnos es más manejable, y se podría hacer y tener un modelo mixto entre el actual y ese.

No soy muy partidario de ideas prefijas, a mí me gusta escuchar a la gente, porque puedo estar equivocado. Vamos a hacer, primero lo que podamos, y segundo, trataremos de favorecer estas ideas y medidas, porque es evidente que el plan de estudios hay que reformarlo. Ahora hay que sopesar los problemas que ha habido, lo que se detecta, se detectará y lo que se ha detectado para tratar de corregirlo. ¿Cómo? Pues yo no tengo la varita mágica, pero entre todos sí que podremos hacerlo.

¿Qué efecto tendría dicha modificación sobre los graduados ya egresados o los que se hallan cursando sus estudios en la ETSIAE.

 Puedo asegurar que ninguno: Los que ya han acabado, pues ya han acabado, y a los que pillara a mitad de camino, si quieren continuar con el que estaban, continúan con el que estaban, y si se quieren cambiar, pues se les considerarían todas sus asignaturas que tienen aprobadas con su nota y se pasarían al nuevo plan. Así que yo creo que ahí no va a haber ningún problema.

¿Es la especialización el futuro de la ingeniería, o hay que volver al conocimiento teórico generalista que caracterizaba a los ingenieros españoles antes de la llegada del Espacio Europeo de Educación Superior (EEES)?

Yo creo quela especialización, incluso, va en contra de los intereses de los alumnos. Me explico: tal y como están las cosas en el mundo actual, hay una movilidad impresionante, ¿no? Yo creo que los alumnos de ahora viajáis y vais a dieciocho mil sitios a los que antes no íbamos ni en broma. Y cuando hay mucha movilidad, la especialización lo que hace es restringir las posibilidades que tienes de trabajar en un sitio o en otro. Sin embargo, cuanto tienes un conocimiento más generalista, éste te abre muchas más puertas. De hecho, yo conozco un montón de ingenieros aeronáuticos que están trabajando en empresas de automoción, por ejemplo, incluso en empresas de construcción. Eso no lo consigues con una especialización.

Recuerdo cuando estaba trabajando en el Eurofighter, que me pasé tres meses en Bristol con la Rolls-Royce, y estuve con uno que era un especialista en aerodinámica. A mí me sorprendió un montón porque, para él, la ecuación de la energía como si no existiera. No, sí que existía, pero quiero decir que para él los problemas de transmisión de calor, eran de otros, y él de eso no sabía. Yo le comentaba “…y esto ahora cuando se calienten los pétalos de la tobera, pues aquí… -Ah, pero eso también lo hacéis vosotros… -Claro, ¡cómo no lo vamos a hacer!”. Yo lo veía que estaba muy restringido: se sabía muy bien su especialidad, digamos, sabía bien hacer su tornillo, estaba especializado en el tornillo de calibre no sé cuántos y lo hacía perfectamente, pero en cuanto le decías “chico, en lugar de este tornillo, ahora tienes que hacer uno de estos”…Pues ya, es que me decía a mí “¡cómo eres capaz de hacer esas cosas! –Es que es lo aprendemos allí (aquí, en esta Escuela)”. Al final, uno acaba especializándose de alguna manera, pero ya de modo natural, en el trabajo. Pero, así y todo, tienes una gama amplia para elegir: Te puedes dedicar al motor del Eurofighter o a los trenes de alta velocidad, como estaba haciendo yo, o a los satélites, al Ariane, o a la energía solar.

¿Considera apropiada la formación teórica que reciben los actuales graduados? ¿En qué dirección debería orientarse ésta (conocimientos más teóricos, más base físico-matemática, aplicación más directa, mayor vinculación con los lenguajes de programación y la simulación…)?

Creo que los conocimientos teóricos son adecuados, porque todo el mundo intenta que aprendáis lo que han aprendido los antiguos tanto de la EUITA como de la ETSIA, de gran base teórica. Quizá lo que hace falta es tratar de proveer a los alumnos de una formación básica en programas de uso en la industria como CATIA, ANSIS y NASTRAN, en el que caso de que no se haga ya.

¿Pizarra y tiza o Power-Point y ‘tablets’? Valore al actual formato de la mayoría de pruebas que se llevan a cabo en la escuela (el famoso ‘tipo test’), ¿le parece adecuado?

Empleo las dos cosas, tanto presentaciones Power-Point como la pizarra y la tiza: El todo o nada no me gusta por principio. A veces es más apropiada una presentación Power-Point con matizaciones en la pizarra, mientras que otros desarrollos es más apropiado llevarlos a cabo de forma exclusiva en la pizarra, o es menester sintetizarlos en una diapositiva.

El formato de examen tipo-test no me gusta en absoluto, sin embargo, a día de hoy es una medida derivada del gran número de alumnos matriculados y de los plazos impuestos para publicar las calificaciones.

Hablando del Espacio Europeo de Educación Superior (EEES) o ‘Plan Bolonia’, cite dos cosas positivas y dos cosas negativas que ha aportado dicho plan a la Educación Universitaria en España (si puede).

Desde mi punto de vista, se ha modernizado. Ha obligado a cambiar la mentalidad de los profesores, porque hay muchos –sobre todo los más antiguos, entre los que me incluyo– que estábamos acostumbrados a hacer las cosas como se venían haciendo desde hacía varias décadas, y este tipo de cambios obligan a la introducción de novedades y cambios que son muchas veces positivos. Otra ventaja que veo es que, antes, un ingeniero aeronáutico se metía en la Escuela y estaba cinco ó seis años, mientras que ahora, cuando lleváis cuatro años, tenéis un título, un título que podéis utilizar para ir a trabajar, mientras que antes tenías que estar hasta el final de los cinco ó seis años, y acabar, ya que si a los cinco años resulta que, por la razón que fuese,te tenías que ir, no tenías nada: Habías hecho cuatro años y medio de la carrera de ingeniero aeronáutico, pero oficialmente no servía para nada. Y sin embargo, ahora, por lo menos tenéis una cosa intermedia.

La cosa más negativa que he visto en este plan de espacio europeo es la proliferación de escuelas: Han salido escuelas como setas y hay un descontrol de títulos no regulados, ya que cada escuela hace las cosas a su manera, sin seguir en muchas ocasiones un mismo patrón de exigencia. Y puesto que no existe un catálogo oficial, la invención de títulos nuevos es constante.

Si no me falla la memoria son 356 los egresados de la segunda promoción de graduados en ingeniería aeroespacial, ¿le parecen muchos o pocos? ¿Ve al mercado capaz de absorber ese volumen de nuevos Ingenieros Técnicos Aeronáuticos?

Si lo miramos desde el punto de vista de la Escuela, sólo, pues esto representa casi un 60% de los “seiscientos” que entran, que mirándolo así, sólo así, con la lupa que no nos permite mirar más que eso, pues me parece quizá un poco bajo: Podrían llegar a un 70%, o sea, un 10% más. Pero, si enlazamos ya con la capacidad de absorción del mercado y tenemos en cuenta que existen otras escuelas de ingeniería aeroespacial en España, es muy fácil que lleguemos a los setecientos u ochocientos ingenieros aeronáuticos en todo el país, cantidad que no me parece que el mercado español pueda absorber con facilidad. Sin embargo, nuevamente el conocimiento más generalista y algo menos especializados proveería a los egresados de la capacidad de colocarse en otros sectores que no fueran el aeronáutico, llegado el caso.

¿Considera que nuestra escuela sufre un estado de masificación? De ser así, ¿estará entre sus objetivos el reducir dicha masificación?

 Pues es que es inútil negarlo, cualquiera que diga que no es así, es que vive en otro planeta. Esto está claro, no se puede negar esa evidencia: Esta escuela está masificada. Y no sólo es que reducir esta masificación esté entre mis objetivos, es que ya lo he hecho este año. Desde que empezó el plan Bolonia, he visto que el número de alumnos sube, sube y sube… Creo que el número ideal tiene que ser de cuatrocientos alumnos, que después, en el “régimen estacionario”, con los que se van acumulando, sean seiscientos, pero que no haya asignaturas como hay ahora con mil. Cuando me preguntaron “¿cuántos alumnos quiere que entren?”, yo respondí “quinientos cincuenta”, con la idea de, poco a poco, ir bajando esta cantidad. Evidentemente, eso no depende de nosotros, sino del Rectorado. Se me dijo que no podía ser, y aproveché para decir que “si son seiscientos uno, vale, pero si son quinientos noventa y nueve, mejor”. Y la consecuencia ha sido que este año han entrado seiscientos veinte, cuando la media de los dos años anteriores ha sido setecientos. Entonces, es evidente que si esto dependiese de la Escuela, estoy seguro que todo el mundo estaba de acuerdo en un número más bajo: no sé si cuatrocientos, o quinientos, o trescientos, pero no creo haya nadie satisfecho con este número mágico de seiscientos.

El problema no es que haya un montón de alumnos, es que no los podemos manejar; incluso con la obra que haya, eso es pan para hoy y hambre para mañana, porque son dos aulas ahí que serán para exámenes y, bueno, pues harán los exámenes un poco más cómodos y ya. Pero no sólo eso, sino que, hablándolo con empresas también dicen que lo ven como un número muy alto, e incluso le han comunicado a Rectorado su preocupación por la masificación de la Escuela. Así que, si podemos presionar, pues presionamos, pero no es algo que dependa de nosotros.

¿Considera que todos los alumnos se hallan en igualdad de condiciones a la hora de optar al máster habilitante (MUIA), esto es, si cree que todas las especialidades preparan por igual de cara a dicho máster o si alguna de ellas prácticamente cierra las puertas a sus estudiantes? En caso afirmativo, ¿ve alguna posibilidad de cambiar esto?

Pues no, efectivamente no se preparan igual. No se preparan igual porque el MUIA es el máster oficial que te permite ser ingeniero aeronáutico, y ese máster lo tienen que pasar todos los que quieran ser ingenieros aeronáuticos porque no hay especialidad, es por ley. Y entonces lo que ocurre es que, como se han puesto especialidades antes (en el Grado), la formación con la que se llega de las diferentes ramas no es la misma. Por ejemplo, por poner el caso de la Mecánica de Fluidos, que es el mío: En el máster hay una Mecánica de Fluidos Avanzada, y mientras que hay alumnos del Grado que hacen Mecánica de Fluidos I y Mecánica de Fluidos II, otros sólo hacen la primera, de modo que a éstos últimos les va a costar mucho más ponerse con la asignatura del máster. El mismo problema se tiene al revés: en el MUIA también hay asignaturas de Navegación y Transporte aéreo que los mismos alumnos que antes no habían dado Mecánica de Fluidos II sí han dado, mientras que los que antes sí, pues en este caso no. Sin embargo, el contenido en asignaturas del primer tipo es mayor en el máster, por lo que alumnos de NSA y ATA sí que tendrán mayores dificultades.

Primero hay que esperar a que acabe la primera promoción de máster, no podemos andar modificando cosas que todavía ni siquiera han acabado. Pero bueno, así, a vuelapluma –y ya digo que no es que yo sea partidario acérrimo de que las cosas sean así–, lo que antes comentaba del 3+1 es una opción: Si hay sólo un año de especialidad y los otros tres casi todos los problemas de continuidad en el MUIA desaparecen, porque en esos tres primeros años, pues ya tienes de todo.

¿Ve factible el conseguir hacer del MUSTA un máster habilitante? De ser así, ¿está entre sus objetivos?

No es que no me gustase que fuese, pero es que no es posible: Eso está regulado por la ley y viene en el BOE y, por lo tanto, por muchas vueltas que le queramos dar, eso no se puede hacer. De modo que sobra discutir sobre el tema. No es una cosa que dependa de nosotros, ni de la Politécnica siquiera. De modo que, por mucha buena voluntad que pongamos, es que no hay manera.

¿Qué opinión le merece el actual máster habilitante (MUIA)? Son no pocas las críticas que ha recibido en cuanto a su organización, ¿las ve merecidas?

Las críticas me imagino que son la diferencia de nivel, la carga de trabajo alta, mala coordinación…, aunque no tiene por qué ser en ese orden. En particular, en lo que a la coordinación se refiere eso es así, no lo podemos negar. Lo único que podemos es pensar un poco de dónde venimos: Recuerdo que se programó el grado sin tener idea de qué era el MUIA ni cómo iba a ser y entonces en el Grado se pretendió que dar lo máximo posible de cada especialidad y asignatura. El MUIA se planificó unos meses antes de empezar, y además, sólo se preparó el primer curso, que el segundo, ni siquiera. En definitiva, todos los problemas del máster derivan de este hecho.

Ya tenemos una reunión de una comisión de ordenación para trabajar sobre estas diferencias que aparecen, aunque no se van a resolver de hoy para mañana, deben ser encauzadas de alguna manera. De todos modos, antes ni siquiera había coordinadores, mientras que ahora ya los hay. Entonces, ya es cuestión de que los coordinadores de máster se reúnan y empiecen a poner los puntos sobre las íes, para tratar de ir arreglando el problema.

Algunas voces piden que el MUIA tenga una cierta cantidad de contenido en inglés, ¿comparte esa idea?

Estoy de acuerdo, pero las cosas hay que hacerlas con cuidado. Estamos pensando que algún grupo se empiece a dar en inglés porque, entre otras cosas, la idea es tratar de atraer a alumnos extranjeros de alguna manera.

¿Está entre sus objetivos el conseguir mayor reconocimiento internacional para la escuela? Hábleme de posibles acreditaciones (tipo ABET) si éstas figuran entre sus planes.

Sí, de hecho estuvimos apuntados para obtenerla, pero lo dejamos de lado por otras ocupaciones (la obra, la acreditación EUR-ACE, los controles de calidad). Está previsto pedirlo para el máster, para posteriormente pasarlo al grado. Luego no es una promesa electoral, sino algo que hay que hacer, pues incluso se prometió al rectorado que se haría. Por otro lado, hemos pedido también la EUR-ACE, una acreditación europea.

¿Ve adecuada la actual relación de la escuela con el entorno empresarial (relación con empresas, becas y prácticas en empresa)? De no ser así, o de creer que es mejorable, medidas a adoptar en ese sentido.

Creo que siempre se puede mejorar, pero tenemos un background muy importante. Tenemos una relación muy buena con las empresas y se cubren muchas de las peticiones de becas. De hecho, no me consta que ningún alumno se quedara sin prácticas, mientras que incluso algunas plazas no se llegaron a cubrir. Existen también programas de búsqueda de talento que vienen a la escuela a coger a los mejores alumnos, con lo que luego trabajan una vez terminadas sus prácticas curriculares. Durante este último año hemos renovado acuerdos y se han firmado algunos nuevos y estamos tratando de que los distintos másteres de la escuela tengan movilidad internacional en este sentido.

Hay alumnos que repudian el actual emblema/logo de la escuela, ¿Vd. Como lo ve? ¿Vería más adecuado emplear un escudo ‘más tradicional’?

Tengo que reconocer que al principio no me gustaba, pero ahora no lo veo tan mal: Es moderno, porque nos quitamos de coronas y laureles. En cualquier caso tened en cuenta que se originó en un concurso en el que participaron los alumnos.

¿Está al tanto de qué asociaciones existen en la escuela? ¿Incluyen sus medidas electorales alguna vinculada a éstas?

Estoy al tanto, sé que hay 14, una de las cuales está a medias. En cuanto a las medidas, se ha puesto sobre la mesa, de hecho, el dinero para ello ya está adjudicado, el abordar los problemas de ventilación de los locales de las asociaciones y darles una mano de pintura. También estamos pendientes de que se termine la obra del nuevo edificio para devolver las cosas que se movieron del anexo del edificio B a su sitio anterior y así vaciar un local que estaría destinado a albergar asociaciones.

¿Estuvo usted en alguna asociación en su época de estudiante?

Ya me hubiera gustado, pero en mi época de estudiante, a finales de los 60, estaban prohibidas.

El equipo directivo siempre está en boca de todos, ya sea para bien o para mal, e incluso se podría decir que hay algunos alumnos que exigirían que algunos de los actuales miembros del actual equipo siguieran en el cargo, ¿tiene en mente cuál sería su equipo directivo? ¿Puede revelarnos algunos de sus nombres?

Bastantes de los que están ahora en el equipo directivo se comprometieron conmigo porque iba a ser por un año, de lo contrario bajo ninguno de los conceptos se hubiesen apuntado. Siendo consecuentes con lo que me dijeron, lo van a dejar. Aunque también debo decir que hay más de uno, y más de dos, que quieren seguir formando parte, y que si continúo como director, seguirán en el equipo directivo. Eso sí, no quiero decir los nombres, porque no me parece ético y tampoco estoy autorizado.

Espacio ‘libre’ para mención de medidas electorales que el candidato tenga interés en mencionar y que la presente entrevista no le haya permitido exponer.

Algunas de las medidas que tengo en mente son, por ejemplo:

-La reestructuración y optimización de espacios. Por ejemplo, se podría mover los servicios informáticos al nuevo edificio, de modo que la zona ahora ocupada por el centro de cálculo quedara disponible para su uso como sala de lectura, y para la creación de espacios de mesa redonda, en lo que los estudiantes pudieran trabajar en grupo.

-La implantación de simposios con algunos trabajos de fin de máster, organizando una especie de congresos de la Escuela (esto es algo que se hacer en la universidad de Delft). A estas jornadas, en las que se expondrían artículos de fin de máster, asistirían representantes de otras escuelas.

-Cuando la biblioteca tenga un nivel especialmente alta de ocupación, la apertura de aulas de estudio adicionales, así como la apertura de la propia biblioteca en fines de semana en época de exámenes.

Entrevista realizada por Kevin Lucas Esparseil, transcrita por Quini y Matías y revisada por María Crespo.

Anuncios

Deja un comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s